sábado, 2 de junio de 2018

Digitalización e iluminación de la "Cocodrilo" de Arnold

Esta emblemática locomotora es una de las más apreciadas por su estética, puede gustar o no, pero no deja indiferente a nadie.

Al igual que las locomotoras de vapor, el movimiento de sus bielas con la articulación de sus frontales fascina a cualquier aficionado al tren.

El modelo ha sido reproducido por varias marcas, con varias alternativas para digitalizar.

       
En concreto este modelo es Arnold, de ocasión, el decoder a utilizado es un D&H 10 con pines, deco ya utilizado en otras digitalizaciones que podéis ver en este blog, Recordar que en esta versión los pines son de cable rígido.



Lo primero, como siempre, puesta a punto, en este caso una suave limpieza y engrase, realmente estaba muy bien conservada.



Para ello un desmontaje bastante sencillo de los principales elementos, sin necesidad de actuar sobre los ejes ni bielaje.



Aprovechamos para identificar los elementos a eliminar, en este caso lámparas y diodos responsables del cambio de iluminación según el sentido de marcha.


Siempre suelo revisar las polaridades de las tomas y el motor como especifican las normas, polo + en carril derecho la locomotora debe circular hacia adelante, de todas formas esto es reversible desde la programación del deco pero siempre es preferible seguir una pauta para todos nuestros modelos,

Aquí podemos ver la placa antes y después de identificar los polos correspondientes de las tomas y el motor.





     Rojo + negro -, como es habitual, 

     mostrando las tomas del chasis y 
     bogie y las pletinas del motor.



El deco elegido es realmente fino, más que el condensador antiparasitario original, por lo que no deberemos cortar la placa como ocurre en otros modelos de deco y locomotora,



     
             Condensador original




Decoder D&H 10 a instalar, la diferencia es sustancial, disponiendo de suficiente espacio sin necesidad de modificación alguna.




Solo la eliminación de elementos "analógicos" y corte de pistas.



Una vez realizada la instalación y debido al grosor de los cables si he tenido que cortar la placa, el problema es al pasar unos cables encima de otros, tampoco es labor muy complicada y en este caso solo añadir un puente entre pistas delantera y trasera.
Con un deco de cables normales no debería existir problema.


Aprovechando que este deco lleva 2 salidas auxiliares he dotado de iluminación las cabinas, en los extremos de la placa podemos apreciar los smd y sus resistencias.

En la imagen siguiente vemos el led y resistencia smd para la iluminación frontal, he tomado la precaución de enfundarlo en termoretráctil transparente, sin llegar a calentarlo, sirve tanto de protección como fijación dentro de la carcasa metálica de los frontales.


En las tomas finales podemos apreciar las dos iluminaciones independientes, las de cabina se accionan mediante función 1 y 2, siendo igualmente configurables.
Normalmente intento dar algo de iluminación en cabina aprovechando las luces habituales, pero en este modelo están bastante alejadas para utilizar este sistema.




Hasta la próxima.

sábado, 10 de febrero de 2018

Limpiavías Tomix en digital sin decoder

En esta entrada voy a mostrar una sencilla adaptación de este útil vehículo que nos ayuda a mantener nuestra infraestructura en óptimas condiciones.



En la red hay diversos artículos para digitalizar el limpiavías de Tomix, considero innecesario utilizar un decoder para poder utilizarlo en digital, en teoría funciona correctamente y así es, dispone de un puente de diodos en su interior para que el giro del motor siempre sea en el mismo sentido, independiente de la polaridad de la vía, por lo tanto funciona, pero a una velocidad excesiva.
En digital hay un voltaje fijo más alto que en analógico, según que sistema llega fácilmente a 16 o más voltios, aunque el puente rectificador disminuye el voltaje no es suficiente para mantener la integridad de este pequeño motor.

La velocidad de los elementos incorporados debe ser alta, un aspirador lento no aspira, los discos limpiador y lijador trabajan mejor con velocidad elevada, cosa que en analógico solo conseguimos con un rápido desplazamiento, por lo tanto deberemos efectuar varias pasadas para un óptimo rendimiento.
En digital tendremos un giro constante, solo la velocidad influirá en el resultado, como va remolcado por una locomotora no tenemos problema para regular el movimiento, rápido o lento según las condiciones, sin que influya en las prestaciones del limpiavías.

En mi sistema Digitrax la salida de alimentación está regulada en algo menos de 13 voltios, por lo que, siguiendo la recomendación de los fabricantes de no sobrepasar los 12 v., habitual en todo material moderno, solo debemos reducir el voltaje para respetar la integridad del motor y obtener una buena limpieza.

Si seguimos en la teoría, en este caso con el consumo del puente rectificador sería suficiente, pero en la práctica es algo excesivo, comparando el giro con 12 v analógicos, por lo tanto un par de diodos en su correspondiente posición, van marcados los polos en el motor, aseguran una buena velocidad.
Los empleados son simples diodos rectificadores, no todos los diodos consumen lo mismo pero podemos establecer un promedio de 0,5 v por cada uno, por lo que deberíamos tener entre el puente original más los diodos suficiente reducción.

Una vez conectado y puesto en tensión, en este caso el tester marca 9 v en los polos del motor, totalmente correcto.

Aquí os dejo una imagen en la que se aprecian los diodos, simplemente he desoldado los cables que van al motor intercalándolos.
Afortunadamente hay espacio para añadir algún diodo más.



De todas formas recomiendo comprobar el voltaje resultante en cada sistema digital, puede ser insuficiente la reducción mediante diodos, por lo que deberíamos recurrir a otro sistema más eficaz, un LM 317 por ejemplo, sería suficiente para el consumo de este pequeño motor.






domingo, 29 de octubre de 2017

Tiendas de campaña artesales (Practicamente gratis!)

1) Dibujamos un prisma triangular en una cartulina, largo 25 mm, alto 15 mm. para escala N

Proyecto de camping
2) Recortamos las partes sobrantes de la cartulina

Detalle del corte
3) Pegamos todas las pestañas y el prisma está acabado

Casi parece una tienda ya
5) Le pintamos del color que queramos en todas sus caras


¡Ni las del Decathlon!
6) Pintamos una raya vertical en uno de sus frontales a modo de cremallera.

Ya tiene entrada
Nuestra tienda está totalmente terminada, tiempo estimado: 10 o 12 minutos. Si hacemos varias y de distintos colores tendremos un pequeño camping para nuestra maqueta. Si queremos rizar el rizo podemos poner unos pequeños trozos de sedal de hilo de pescar o hilo normal, a forma de vientos en nuestras tiendas. El resultado os sorprenderá.

Lista para entrar a dormir
Cambiando el diseño inicial se pueden realizar innumerables diseños y formas:

1) Para este modelo, vamos a dibujar un prisma pentagonal en una cartulina, largo 30 mm, alto 15 mm

Otro posible diseño
2) Recortamos y pegamos

Lista para pintura
3) Como en el caso anterior, pintamos y dibujamos la entrada a modo de cremallera. En este caso, le he dado un acabado militar.

Decoración de camuflaje
Nuestra tienda está acabada. Las podemos hacer de distintas formas y colores, a nuestro gusto.


jueves, 12 de octubre de 2017

A Todo Tren

¡POR FIN!

Esta expresión salió espontánea el pasado viernes seis de octubre cuando pudimos ver que rodaban, por fin, composiciones en diferentes módulos creados por los miembros de este blog.

Muchas vicisitudes han pasado desde que se gestó la idea de hacer un encuentro con diferentes compañeros y amigos de afición. Las negativas las dejamos aparcadas en el olvido pues recordarlas no supondría más que un lastre y queremos mirar siempre hacia adelante.

Ha sido en el Museo Wurth (Agoncillo, La Rioja), marco incomparable donde los haya.


Antes de nada queremos dar las más sinceras gracias a Wurth por todo el apoyo que nos ha brindado; logístico, humano, constantemente dándonos ánimos. A todo Wurth y destacar a Silvia (que nos ha apoyado desde el primer momento), a Dani (cuyos desvelos constantes han dado el fruto perseguido), a Jose (siempre pendiente de cualquier necesidad que tuviéramos a la hora de montar o desmontar, siempre paciente) y al resto del personal del museo que en todo momento estaba pendiente de cualquier detalle que pudiese hacer falta.


Gracias a los compañeros y amigos (da igual el orden) del Club N Caldes que nos han apoyado para participar. Para CNC no era la primera vez; pero para Andén5 sí, y han sido constantes las palabras de ánimo, la ayuda organizativa y habernos acogido tan calurosamente.









A los compañeros de la Asociación de Amigos del Ferrocarril de La Rioja que desinteresadamente nos han ayudado en lo que nos ha hecho falta (¡¡Gracias Félix!!)en La sala principal del museo representaron parte de un recorrido real en La rioja con una maqueta estatica en escala H0.








Al compañero José M. León, de Alicante, que nos trajo unas maravillas en escala 1 donde los detalles del material expuesto no dejaba de sorprendernos.









A Javier Homs, de Soria, que con sus proyectos interactivos unió tecnología de Arduino y modelismo ferroviario. Un nuevo concepto, de aspecto educativo y lúdico, con el que sobre todo los niños fueron los actores principales, accionando diferentes elementos y mecanismos.


Este encuentro se pergeñó hace ya muchos meses y nos obligó a acelerar la maquinaria modular de cada uno de nosotros. 


Con módulos ya hechos y otros a medio hacer, al final pudimos unirlos por primera vez y nos dimos cuenta de que éramos capaces de hacerlo.


Módulos que vinieron desde Málaga 




Artesanía pura en construcción civil y de material rodante con unos detalles espectaculares, a veces ocultos bajo los propios techos de los edificios.

Desde Alicante


con detalles minimalistas (vamos, que falta rematarlo) pero muy efectivos de cara a los asistentes.

Desde L'Hospitalet de Llobregat 


donde la mecánica y la electrónica se han unido con las manos artesanas de su creador para lograr una obra de arte ferroviaria.

Y desde Soria








intentando reflejar el ambiente de su zona de pinares y parte del encanto de la Santander-Mediterráneo.


La experiencia vivida todo el fin de semana nos ha enseñado que, por más dificultades que nos hayamos encontrado durante el proceso, con unión se puede todo. El viernes fue un día dedicado enteramente al montaje y prueba de los módulos, y siempre, siempre, surgen contratiempos de última hora (¡maldito espadín! ¿eh chicos?). O esas fijaciones que se nos ocurren al momento de surgir la necesidad. Al final de la extensa jornada todo rodaba a la perfección.

Prueba de rodaje del viernes

El sábado era el gran día; ¡qué nervios!.


Rodamos composiciones en digital intercambiándolas de tanto en tanto y llegando a tener en funcionamiento hasta cinco composiciones al mismo tiempo. 

Parecía que no era nuestra primera vez, pues no sufrimos ningún percance serio.


¡Tuvimos tiempo hasta para hacer travesuras!


El domingo lo dedicamos a rodar en analógico durante toda la mañana. Composiciones todavía más largas que el día anterior y que rodaban sin problema alguno, más allá de algun alcance al circular mas de una locomotora, pues no hay mecanismos de bloqueo en ningún módulo.


Mientras tanto, accionábamos el módulo vapor que se podía hacer independientemente de la circulación general. Como detalle hay que comentar que se empezaron las maniobras en la plataforma y el cocherón a las diez y diez de la mañana y no se pudo parar ¡hasta la una y media! Los visitantes no hacían más que sorprenderse de los mecanismos automáticos del módulo y que en tan poco espacio hubiese tantas posibilidades de juego.


Los visitantes, a ellos nos referimos ahora. Más de 2.100 personas visitaron el encuentro. Muy activos, no pararon de hacer observaciones, preguntas, etc. No sólo sobre la confección de los módulos o sobre su temática, sino también sobre cómo iniciar al hijo o al nieto en esta afición.

Ellos son los que también nos daban ánimos para seguir. Al final de la jornada y con todo desmontado y el cansancio acumulado, nos repetíamos entre nosotros: 

HA MERECIDO LA PENA


¡Incluso la prensa se hizo eco de la exposición!



Seguiremos progresando con proyectos nuevos.